martes, 18 de diciembre de 2012

¡Despierta, ferro!


Al grito de guerra de los almogávares, ¡Despierta, ferro!,  han irrumpido en el salón de actos del  IES Mar de Aragón una representación de la Asociación de Almogávares de Caspe, quienes nos han amenizado con su música y han puesto la nota de color con sus pieles  y vestimentas.

 
Los alumnos de 3º ESO compartían tertulia con el escritor Fernando Lalana sobre Almogávar sin querer, una novela juvenil  que narra las peripecias de Garcés, un joven almogávar, que se enamora de Viola, la hija de un barón castellano. Huyendo de la furia del padre de la chica, que no acepta la relación, el joven Garcés marcha a Sicilia, para reunirse con su padre, guerrero del ejército al mando de Roger de la Flor. Así, Garcés se verá obligado a unirse a las tropas almogávares, que apoyan a Bizancio en su lucha contra el Imperio Turco en Bizancio. 



Todos los años en la programación de lecturas del Departamento de Lengua seleccionamos en 3º ESO para el primer trimestre una obra ambientada en la época medieval que acerque a los alumnos al contexto donde se encuadran las obras literarias que deben estudiar.  En los últimos cursos hemos ido alternando la lectura de Finis mundi, de Laura Gallego y La catedral, de César Mallorquí, con resultados excelentes.  Este curso, Almogávar sin querer, les permite además acercarse a una parte de su historia. 


 
Entre las cuestiones planteadas en torno a la obra, Fernando Lalana destacó el personaje del bibliotecario, personaje inventado entre tantos personajes históricos, que le ha permitido jugar con la “leve frontera que hay entre la realidad y la ficción, lo posible y lo imposible, lo auténtico y lo legendario”.  Introduce un personaje simbólico que le permite ir más allá de la realidad y hablar de los sueños.
 
Fernando Lalana, quien este año  ha obtenido el Cervantes Chico, valora la importancia que supusieron sus primeros premios (“Barco de Vapor”  por El secreto de la arboleda, “ Gran Angular” por El zulo) y sobre todo, el Premio Nacional por Morirás en Chafarinas.

Si la adolescencia es la edad donde toca asumir más decisiones, a nuestro escritor no le cabe duda de que la decisión de ser lector surgirá en este momento en que descubren la verdadera literatura.

Como el bibliotecario de Almogávar sin querer, Lalana asegura que “los mejores libros son los que todavía no se han escrito”.
En todo caso, si optáis  por leer más obras de Fernando Lalana, podéis elegir entre más de cien títulos, del que sin duda es uno de los autores más prolíficos en lengua castellana.
 
 
 

 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada